Un adiós que sabe a mucho

Hace ya 6 años que iniciamos esta aventura profesional y lo hicimos haciéndonos una simple pregunta, ¿Qué es Pirendo?. A día de hoy la respuesta es igual de complicada, o puede que no.

Hemos intentado que durante estos 6 años Pirendo haya sido sinónimo de rigor, profesionalidad, sinceridad, confianza, innovación… Nos gustaría pensar que hemos cumplido con creces las expectativas, que no hemos defraudado a nadie, que siempre hemos sabido dar la talla. Si no ha sido así, lo sentimos.

El fin de nuestros servicios se efectuará de manera escalonada. Todas tus monitorizaciones seguirán activas hasta el último momento, pero a partir del día 1 de abril de 2018 no podrás añadir nuevas monitorizaciones ni renovar las monitorizaciones antiguas.

También desde el 1 de abril de 2018 y para facilitar tu incorporación a otra plataforma de monitorización y análisis, tendrás a tu disposición un enlace en cada monitorización para que puedas descargarte todos los datos que hasta ese momento hemos recopilado para ti. Esta descarga estará disponible hasta el día 13 de abril de 2018 a las 23:00 momento en el cual la plataforma dejará de estar accesible.

Si necesitas contactar con nosotros con alguna pregunta sobre el saldo de tu cuenta, puedes hacerlo en el correo [email protected], aunque seguramente ya habrás recibido nuestro email.

Realmente han sido 9 años los que tanto José María Chia como Iván Rodríguez hemos dedicado a este proyecto. 9 años en los que hemos crecido tanto profesional como personalmente. Años en los que hemos aprendido sin parar y en los que hemos intentado compartir sin límite todo ese conocimiento. Años de descubrimientos, de alegrías, de premios…de mucho, mucho trabajo, de noches sin dormir, de vacaciones olvidadas, de viajes inolvidables y de metas imposibles.

Quienes nos conocen más de cerca saben que nosotros sólo conformamos lo que siempre hemos llamado el “núcleo duro” de Pirendo, pero este sueño jamás habría sido posible sin la constelación de estrellas hemos tenido a nuestro lado. A ellos, a nuestros colaboradores, a nuestros amigos, a esos compañeros imprescindibles en el viaje, a nuestro equipo pirendero, GRACIAS.

Pirendo nació de y por las redes sociales cuando por designio de los dioses binarios confluimos en un mismo punto un programador y un comunicador, ambos con los conocimientos y la experiencia justa, pero con la osadía suficiente para lanzarse sin red al mercado y al mundo de los emprendedores, las startups y el comercio.

Pirendo ha sido y siempre será “nuestro niño bonito” pero ahora que podemos mirar atrás y sentirnos satisfechos del trabajo realizado, sabemos que jamás fue un fin en sí mismo, sino un medio para ganarnos la vida haciendo aquello que nos gustaba mientras nos divertimos e innovamos. Desarrollamos conceptos, creamos gráficos y prácticamente construimos allí donde no había nada. Nos esforzamos por simplificar y esclarecer las métricas, por hacer accesibles los datos incluso (sobre todo) para los menos entendidos. Nuestro principal objetivo siempre fue hacer llegar los datos a cualquier persona de una manera clara, entendible y rápida. Y todo ello dependiendo siempre de nosotros mismos, Pirendo jamás ha sido participado económicamente de manera externa y nos sentimos MUY orgullosos por ello.

Ahora llega el momento de decir adiós, o mejor dicho, hasta luego. El viaje pirendero nos ha llevado por nuevas aguas, nuevas islas que explorar y quizás conquistar. Quién sabe si volveremos a recalar de nuevo en el mismo puerto, estaremos encantados de volver a estar junto a ti.

Ésta es la razón de nuestro cierre, Pirendo nos ha permitido fijarnos nuevas metas, nuevos techos que alcanzar. Desde el primer minuto nuestra principal preocupación ha sido ofrecer el mejor servicio no ya posible, sino imaginable. La confianza de cientos de clientes de todo tipo, marcas, eventos y organizaciones de primer nivel mundial nos ha demostrado durante todos estos años que lo hemos conseguido. Precisamente antes de devaluar todo este trabajo realizado preferimos dejar nuestro mejor sabor de boca y proceder al fin de nuestros servicios. Lamentamos decepcionarte si esa ha sido tu reacción, pero queremos seguir siendo sinceros contigo hasta el final. Por tu confianza y comprensión, GRACIAS.

Gracias por confiar siempre en nosotros, gracias por tu siempre acertado feedback, gracias por motivarnos a trabajar duro, gracias por tu paciencia, gracias por por tu apoyo incondicional, gracias por estar siempre ahí.

Hoy escribimos y firmamos estas palabras a sabiendas de que serán las últimas en este blog, por lo que tan sólo queremos acabar agradeciendo toda la confianza depositada siempre en nosotros, ha sido increíble. De corazón, GRACIAS.

José María Chia (CEO), Iván Rodríguez (CCO) y el equipo de Pirendo.

Pirendo

,

Sin comentarios. A qué esperas para dejar tu opinión?

Deja un comentario